Pentagate: Corte confirma multa de 160 millones a “capitales del riesgo” del holding por violar pacto accionario

El tribunal de alzada capitalino estimó que el gurpo del “choclo” Délano deberá pagar la suma descrita a Jorge Charbín, quien fuera uno de los dueños de PH-Glass -otrora Vidriería La Argentina- luego que realizara un aumento de capital de 4.200 millones fuera de las normas del contrato, dejándolo fuera de la empresa. Se trata de la misma persona que anunció una querella contra el conglomerado por el supuesto delito de estafa por 2.000 millones y que es patrocinado por el abogado Giorgio Marino.

penta-empresas

La Cuarta Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, confirmó la multa de 160 millones a Penta Capitales de Riesgo, impuesta por el juez árbitro Sergio Urrejola, por violar el pacto accionario que había suscrito con Jorge Charbin, otrora dueño de Vidrierías la Argentina.

De acuerdo a la resolución que publica The Clinic Online, los magistrados estimaron que el dictamen emitido por Urrejola se apegó a derecho y no era susceptible de ser recurrido por la vía de la queja. Los dueños de Penta son Carlos Alberto “choclo” Délano y Carlos Eugenio Lavín, quienes están denunciados por el SII por delito tributario y enfrentan una investigación por parte del fiscal oriente Carlos Gajardo.

La historia detrás del dictamente emitido por el tribunal de alzada, comenzó en 2004 cuando Penta Capitales de Riesgo (PCR) decidió invertir en la empresa dedicada al vidrio. La idea era realizar un aporte de capital, ya que el holding consideró que tenía potencial de negocios. Crearon entonces PH Glass, que hoy es una de las líderes en el mercado.

Pues bien, Charbín aceptó la propuesta y los porcentajes se configuraron así: Penta III se quedaba con el 70% de la propiedad y el resto Vidrierías la Argentina, todo en el marco de un capital societario de poco más de 1.500 millones.

Un año más tarde, se firmó un pacto accionario. Este último buscaba limitar la facultad de Penta para realizar aumentos de capital de manera arbitraria. Y si la empresa llegara a necesitarlo para su viabilidad, primero debían agotarse las instancias financieras u obtención de créditos externos.

Todo iba bien, hasta que Penta ejecutó contratos con sus empresas relacionadas por 25 millones de pesos mensuales por cuatro años. De ellos 10 eran para arriendo de “segundas oficinas” en el mismo edificio del holding a la sociedad Inmobiliaria Penta. Los otros 15 para asesorías financieras, también con Penta

Así las cosas llegó la crisis “subprime” y azotó a PH-Glass y a las industrias del rubro entre 2006 y 2009. De allí que la firma también enfrentó problemas económicos.

Tal como indicaba el pacto accionario, PH-Glass, cuyo controlador era Penta, buscó créditos en los bancos de la plaza. Las entidades financieras le indicaron que estaban dispuestas a entregarle plata, siempre y cuando el aval fuera el holding.

Cambio, cambio

Sin embargo, Penta no aceptó esa fórmula y convocó a una reunión de directorio en septiembre de 2009. En ella determinaron aumentar el capital en 4.200 millones, el que se habría usado pagar cancelar deudas con las empresas relacionadas de Penta.

Charbín resolvió presentar su renuncia al directorio, luego de perder un porcentaje importante de su participación en la empresa.

Considerando que Penta había violado el pacto accionario, recurrió al árbitro Sergio Urrejola -ex presidente del CDE- donde acusó al holding de diluir su presencia en PH-Glass realizando los millonarios gastos para así generar pérdidas y quedarse con el control total de la empresa.

Durante el juicio arbitral se enfrentaron las posiciones. Penta aseguró que Charbín había aceptado siempre las políticas financieras y que si no recurrían al aumento de capital la empresa habría quebrado.

Así las cosas, Urrejola dictó su fallo el 9 de junio pasado y acogió los argumentos de Charbín y sancionó a Penta con una multa de 160 millones por haber violado el pacto accionario, toda vez que el aumento de capital se ejecutó fuera de las normas del contrato.

Charbín para la tramitación de este juicio contrató al abogado Giorgio Marino. El profesional, tal como lo anunció este diario, presentará en los próximos días una querella criminal en contra de Penta> por una supuesta estafa en más de 2.000 millones.

Penta, aún cuando varios abogados consideran que es inconducente, podría recurrir a la Corte Suprema par invalidad la decisión del tribunal de alzada capitalino.

Lea el fallo de la Corte

Lea el fallo del juicio arbitral Parte 1

Lea el fallo del juicio arbitral Parte 2

Comentarios
Sabía ud que... LA UDI Y LA GARRA BLANCA ESTÁN CONTRA EL COMANDANTE. -------------------------------- Sabía ud que... “LEE ENTRE LÍNEAS” NO ERA BRUCE HACIENDO COCA. -------------------------------- Sabía ud que... LOS ARQUEÓLOGOS DISLÉXICOS SE VAN DE CAVACIONES. -------------------------------- Sabía ud que... CUANDO NO ME ENCUENTRO BIEN, USO GOOGLE MAPS. -------------------------------- Sabía ud que... ENTRE MÁS SILLAS COMPRO, MEJOR ME SIENTO. --------------------------------