L'homme au doigt EFE

La obra, realizada en bronce por el escultor suizo en 1947 y de 177,5 centímetros de altura, es una representación escultórica de la filosofía del existencialismo y forma parte de una serie de seis piezas, de las cuales es la única pintada a mano por el artista.

“L’homme au doigt” confirma así el monopolio de Giacometti en el mercado millonario de la escultura, pues supera su propio récord, “L’Homme qui marche I”, que alcanzó en 2010 los 104,3 millones de dólares en Londres.