JUNAEB

Mediante un comunicado público, la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb) informó este viernes que una de las empresas que se adjudicó la licitación para proporcionar raciones alimenticias para este 2016, 2017 y 2018, no entregó la información necesaria para ser adjudicataria y que la consultora externa contratada por el organismo para evaluar su solvencia financiera falseó la información en beneficio de dicha compañía.

Se trata de la empresa Dipralsa (Distribuidora de Productos Alimenticios S.A.), quien se había adjudicado 4 de las 33 unidades territoriales en las que estaba dividida esta licitación, correspondientes a la Región de El Maule, contrato que la Junaeb invalidó inmediatamente, según informó esta tarde.

La empresa tenía a su cargo la entrega de 276.964 raciones alimenticias durante 2016, 2017, 2018 y febrero de 2019 por las cuales recibirían un pago total del Estado de 45.330.781.315 pesos, el monto más alto de la licitación que fue adjudicada el pasado 27 de enero.

Junto con entregar los antecedentes en Contraloría, la Junaeb anunció que interpondrá una denuncia ante el Ministerio Público contra la empresa consultora del contador público y auditor Miguel Faúndez Malbran y pedirá que el Consejo de Defensa del Estado se haga parte del proceso.

Cabe señalar, eso sí, que la primera denuncia al respecto la realizó el diputado Sergio Gahona y el senador Víctor Pérez a Contraloría, señalando que Faúndez no había respetado las bases establecidas para calcular la solvencia financiera de las empresas. De esa forma, Dipralsa se vio favorecida para la adjudicación de la licitación que comenzaba este año.

Paralelamente, Junaeb anunció que adelantará el proceso de auditoría para la licitación y que contratará “inmediatamente a tres empresas auditoras externas para que revisen todo el proceso licitatorio”.

Además, se iniciará un nuevo proceso para reemplazar a Dipralsa, “proceso que también será auditado de forma inmediata”, según señaló la Junaeb.

Finalmente, el organismo señaló que se le pidió la renuncia a la Jefa del Departamento de Recursos y que se ha iniciado un nuevo sumario interno en la institución debido a este tema.

Hay que recordar que, tal como publicó The Clinic Online, en la nueva licitación existen otras cuatro empresas cuestionadas que se adjudicaron la licitación del Programa de Alimentación Escolar incluyendo a las empresas Servicios Alimenticios Hendaya S.A y Consorcio Lonquimay, quienes figuran en la querella criminal presentada por el Consejo de Defensa del Estado por posible fraude al Fisco y negociación incompatible.

A ellas se suman otras dos empresas asesoradas por el lobbista Carlos Tudela, que se vieron favorecidas por el antiguo secretario general, José Miguel Serrano, tras la salida de Ibasa como operadora. Sin embargo, la Junaeb señaló que todas las empresas que concurrieron a la licitación cumplían con los requisitos exigidos por la ley para concursar y que por esa razón se encontraba impedida de establecer diferencias con las empresas que no tengan un fundamento legal.

The Clinic Online se comunicó con la empresa Dipralsa, quienes señalaron que solo se enteraron de la información revelada por Junaeb y que desde el próximo lunes pedirán más antecedentes sobre el término de contrato.