Weber Senado A1 2

El legislador del PPD, Ricardo Lagos Weber, quien asumió ayer como nuevo presidente del Senado, planteó una serie de ideas para enfrentar la seria crisis que golpea las instituciones políticas en el país, tras un año marcado por los escándalos por faltas a la probidad y el financiamiento irregular de las campañas.

Una de ellas, que fue cuestionada por su propio padre el ex presidente Ricardo Lagos, se refiere a la posibilidad de que se le otorgue más poder a la ciudadanía, a través de diversos mecanismos. Uno de ellos un “referéndum revocatorio”, que permita revocar cargos de elección popular o legislaciones vigentes, cuestión que existe en otras democracias representativas del mundo.

Para el legislador es necesario que a partir del análisis del contexto en el que se encuentra hoy la política chilena, afectada por los casos de corrupción, financiamiento irregular de campañas, colusión, entre otros, se de un debate en el que la participación ciudadana esté en el centro.

Lagos Weber aseguró tras asumir la presidencia del Senado que la democracia chilena se está quedando atrás en relación a los cambios que ha experimentado la sociedad.

“Nuestra democracia se está quedando un poco atrás con la capacidad que tiene la opinón pública, que tienen los medios, que tiene la ciudadanía, de dar su punto de vista. Y yo creo, y no soy el único, esto no lo inventó Lagos Weber, que la democracia representativa tiene que también ajustarse a estos cambios, porque no basta votar cada cuatro u ocho años y que el ciudadano tenga su voz efectiva para realizar cambios solamente en ese minuto”, apuntó a 24Horas.

El parlamentario explicó que “una de estas herramientas es el establecimiento de Referéndums Revocatorios tanto para leyes como para cargos de elección popular. Esto implica que la ciudadanía tenga las herramientas para derogar o cambiar alguna legislación que nosotros hayamos aprobado. Asimismo, que se considere la posibilidad de llamar a elecciones anticipadas o que el o la Presidenta pueda contar con la facultad de disolver el parlamento”.

En esa línea el PPD aseguró que a pesar de ser un tema complejo es algo que se da perfectamente bien en otros países.

“En esas naciones la posibilidad de que la ciudadanía pueda exigirle eso al Parlamento funciona bien, su sistema jurídico no está perturbado, la institucionalidad está bien y la democracia no colapsa. Es distinto, no es el régimen nuestro, pero si vamos a discutir una nueva Constitución tengamos este debate también”, señaló.

En esa línea destacó que “el desafío es que los ciudadanos no sientan que somos inaccesibles, que no los escuchamos, que no nos importan sus demandas. Si la política consiste en tomar decisiones, hagámoslo junto a los ciudadanos y no aislados de lo que la gente quiere, anhela y piensa”.

El senador también se refirió a la serie de medidas que se han tomado en el marco de la ley de transparencia y probidad tras los casos del financiamiento irregular de la política como Penta y SQM, aunque a su juicio, aún no son suficientes.

“Creo que las leyes de transparencia y probidad que hemos despachado son saludables en el primer paso, pero hay que profundizar más. Nuestra democracia representativa no alcanza a hacerse cargo de los cambios de nuestra sociedad”, subrayó además antes de advertir que “todos tenemos el desafío de lograr que la gente vuelva a confiar en que somos capaces de representarla fielmente. Nos corresponde demostrar con hechos que es la política la que permite, en último término, construir un Chile mejor”, afirmó según publicó CNNChile.

En relación su mirada sobre el trabajo de la Cámara Alta, Lagos Weber destacó que “aquellos que estamos en situaciones de tomar decisiones estamos severamente cuestionados, y al menos en lo que respecta al Senado, yo creo que tenemos que ser parte de esa solución y se ha venido trabajando intensamente con modificaciones reales, legales, constitucionales muy duras con respecto a temas que antes no estaban legislados, o habiéndolo estado era de manera muy débil”.

“Mi esfuerzo como Presidente de esta Corporación será buscar que los y las senadores trabajemos intensamente para concretar la reconquista de una ciudadanía hoy escéptica. Nos corresponde demostrar con hechos que es la política, en último término, lo que permite construir un Chile mejor”, enfatizó.

Recordemos que la vicepresidencia de la Cámara Alta será asumida por el senador, también del PPD, Jaime Quintana.