La Fiscalía abrió una investigación sobre la denuncia de una periodista chilena residente en Paraguay, cuyo nombre y firma apareció sin su consentimiento entre las miles de rúbricas recogidas por el gobernante Partido Colorado para habilitar la reelección presidencial, prohibida por la Constitución.

Según informó hoy la Fiscalía, el nombre de Nicole Andrea Cofré figura entre las 366.000 firmas de ciudadanos a favor de la reelección presentadas la semana pasada ante la Justicia Electoral por autoridades coloradas. Referentes de la oposición han exigido copias para verificar su autenticidad.

Tras la denuncia de Cofré, quien hoy está citada a declarar, la Fiscalía envió un oficio al Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE) para indagar sobre una posible producción ilegal de documento auténtico.

El pasado martes, el presidente del Partido Liberal, principal opositor en Paraguay, Efraín Alegre, pidió las copias de las 366.000 firmas ante sospechas de irregularidades.

Las firmas abogan por la convocatoria de un referéndum, a través de una enmienda constitucional, para facultar la reelección presidencial.

Los promotores de la iniciativa pretenden presentar esas firmas en el Congreso para que se trate como proyecto de ley, buscando que el actual presidente paraguayo, Horacio Cartes, quede facultado para concurrir a las presidenciales de 2018.

Sin embargo, el Partido Liberal denuncia que la enmienda no permite esa reelección, y asegura que la única forma de hacerlo es mediante la reforma constitucional, un debate que tiene polarizada a la clase política paraguaya.

Los principales partidos de la oposición entregaron el jueves una misiva en la Nunciatura del Vaticano, en Asunción, en la que se da a conocer al papa Francisco el proyecto del Partido Colorado de habilitar la reelección presidencial por “medios que no están permitidos”.

En la carta se expone al Papa “la delicada situación política y social” que ha generado en el país suramericano ese proyecto, coincidiendo además con el encuentro de este viernes entre Francisco y Cartes, que viaja a Roma tras su participación en el Foro Económico Mundial de Davos