Esta vez la situación se produjo a bordo de la Esmeralda. Durante su último viaje, un suboficial borracho ingresó a la zona de dormitorios de las mujeres y fotografió a una de las tripulantes mientras dormía a torso desnudo.

La información publicada por la La Tercera, da cuenta que el hecho sucedió mientras el buque estaba de visita en Hawai. La tripulación fue autorizada a recorrer la isla y volver a una hora prudente. En ese contexto, uno de los suboficiales volvió borracho, se metió a la zona de las tripulantes mujeres y con su celular sacó la fotografía a su compañera.

Luego, la situación trascendió y se revisó el celular del involucrado, sin embargo las fotos no estaban. Por ello, el movil fue periciado por la Brigada de Delitos Sexuales de la Policía de Investigaciones y se encontraron en la memoria del teléfono.

La Armada informó que ante la gravedad de los hechos “se dispuso el desembarco y repatriación del servidor involucrado, así como también el inicio del proceso disciplinario administrativo correspondiente”.

La investigación la encabeza la fiscal naval (S) Macarena López, quien también está a cargo del caso Fragata Lynch, donde un grupo de marinos instaló cámaras para espiar a las tripulantes. .

“No puedo dar ninguna declaración, porque estamos en etapa de sumario”, aseguró la fiscal López.