La empresa Salcobrand emitió un comunicado en el que lamenta profundamente el episodio de xenofobia ocurrido en una de sus sucursales contra una de sus empleadas extranjeras.

A través de un escrito viralizado por redes sociales, Salcobrando manifestó que “respecto a lo sucedido en una nuestras sucursales durante el fin de semana, en Salcobrand queremos comunicar que desde el año 2014 contamos con una Política de Inclusión, Diversidad y No Discriminación que promueve el valor de la diferencia y valora el sello propio de cada colaborador”.

Añadió que “por lo mismo, lamentamos profundamente y rechazamos las situaciones de discriminación que aún ocurren en nuestro país”.

“Esperamos -a través de nuestra gestión de la diversidad- contribuir para que eso cambie”, sentenció.

De acuerdo a lo que se advierte en la grabación, una mujer visiblemente alterada al interior de una farmacia profiere una gran cantidad de insultos a una dependiente extranjera. No hay mayores antecedentes del contexto, pero lo cierto es que le grita “weona” y que se devuelva a su país. Acá parte del diálogo.

“No, Claudio, cállate”, le dice al hombre que la acompaña en el recinto.

Mientras éste conversa con alguien que parece ser un empleado del lugar, la mujer insiste “no, yo quiero que esta weona acá me dé las disculpas de…”

“No me sirve, Claudio, no me sirve”, insiste la mujer.

“Yo quiero que aquí me den las disculpas por estar con gente extranjera en vez de un chileno”, porfía.

Mientras continúa el diálogo entre los dos hombre, la mujer se da vuelta y encarando aparentemente a quien aludía le dice: “váyase a su país, váyase a su país”.

Las palabras son complementadas con quien la acompaña con frases del tipo “estamos cagados de negros, haitianos, colombianos”.

“Seguramente abre las piernas para que cuando uno se lo mete”, termina de ofender la supuesta clienta.