Para nadie, ni para el mismísimo Andrónico Luksic, es gracia perder cientos de millones de dólares de una pasada. Pues bien, eso es lo que le acaba de suceder al empresario luego de una situación que se dio en la banca española.

Resulta que, tal como publica emol, el Banco Popular está desahuciado y para hacer frente a ese hecho financiero se acordó la venta al Santander por un euro.

Lo que implica el traspaso, además de un aumento de capital y provisiones para el Santander, es que quienes tienen inversiones en el Banco Popular pierden de cuajo sus lucas. Esto según el documento emitido por el Fondo público español de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB).

Entre esos inversionistas se encuentra el Grupo Luksic, que invirtió 95 millones de euros(unos US$104 millones) por el el 3% de la propiedad.

“El significativo deterioro de la liquidez del banco en los últimos días ha llevado a establecer que en un futuro próximo, la entidad habría sido incapaz de reembolsar sus deudas o cumplir con otros compromisos en la fecha de vencimiento”, explica el Banco Central Europeo en un comunicado.