“Fue una broma y sólo eso, no le pongan más intención”, escribía ayer por la tarde la alcaldesa de Peñalolén, Carolina Leitao, quien minutos antes había encendido un mechita, que luego ser convirtió en un fogonazo, tras escribir “feliz día a todas las madres, excepto a las que juegan en San Carlos”.

La alusión de la jefa comunal apuntaba al clásico universitario que se disputaba en el Estadio de la Católica, y particularmente a la Universidad de Chile, cuadro al que sus archirrivales denominan de la manera antes indicada.

Tras advertir que la cosa había pasado mayores, Leitao subrayó en la disculpas:

“Mis disculpas si alguien se sintió ofendido””. “Nuestro trabajo en temas de género e inclusión supera cualquier interpretación de éste”, cerró.