“A nosotros nos parece preocupante la incapacidad de este gobierno de acercarse a la realidad del mundo estudiantil y de la educación en particular. Al ministro de Educación le corresponde, es parte de su trabajo, atender las necesidades de la educación de nuestros jóvenes. Y los jóvenes, en este país, tienen el derecho a reclamar mejores condiciones de infraestructura para que puedan estudiar, porque la educación es un derecho. Entonces, nosotros ya estamos cansados de decirle al ministro de Educación cuál es su trabajo, cuál es su pega. Su pega es justamente atender las necesidades del mundo educacional y generar las condiciones para que éstas se resuelvan. Hoy día la incapacidad de la derecha, a través de sus alcaldes, del mismo ministro de Educación, de dialogar, de entender cuál es el reclamo de la comunidad educativa, en cuanto a los problemas de infraestructura, los problemas del abuso y la violencia sexual,  ya está llegando a su límite. Y no podemos seguir permitiendo que está incapacidad nos lleve a una situación de mayor crisis de nuestro sistema educacional que la que ya tenemos”, dice la diputada del PC, Camila Vallejo, consultada esta mañana por las últimas declaraciones del ministro de Educación, Gerardo Varela, en cuanto a que los colegios que reclaman mejoras de infraestructura deberían hacer bingos.

Sobre si debiera renunciar, ya que no es primera vez que sale con estas frases poco felices, dice que “es una decisión que le corresponde principalmente al Presidente de la República. De hecho, muchas veces las renuncias son conversadas con el Presidente o Presidenta de la República y, en este caso, yo creo que ante reiteradas demostraciones de incompetencia, de inoperancia, de desconocimiento de la realidad del mundo educacional, obviamente el Presidente Sebastián Piñera debería tomar cartas un poco más radicales para mostrar un poco de mayor eficiencia y responsabilidad en aquellos ministros de su gobierno”.

“Su verdadera posición”

La ex líder estudiantil dijo además que situaciones como éstas permiten advertir cuál es la verdadera cara del titular de Educación.

“En general el ministro, a través de la prensa, a través de estas situaciones que se muestran por charlas, muestra su verdadera posición. Y es preocupante que la verdadera posición del ministro repercuta en una finalmente, insisto, inoperancia, incapacidad, de atender las necesidades, que la realidad del mundo educacional reclama y pone en evidencia muchas veces a gritos y de manera desesperada”.