Tom Oyer, experto de la Academia de Hollywood en Lebu: “Hemos implementado iniciativas de inclusión internacionalmente”

Tom Oyer. Foto: Alejandro Rojas Arrieta

Tom Oyer, experto de la Academia de Hollywood en Lebu: “Hemos implementado iniciativas de inclusión internacionalmente”

La vigésima versión del Festival Internacional de Cine de Lebu finalizó el domingo pasado, dejando tanto una estela de interesantes cortometrajes de todo el país y el resto del mundo, como también notables invitados. Entre ellos Tom Oyer, quien trabaja para la Academia de Hollywood como supervisor de las categorías de documentales, y conoce todos los pormenores por los que una película debe atravesar para llegar a los Premios Óscar.

Tom Oyer, treintañero, llegó exhausto a la vigésima versión del Festival de Cine de Lebu, que toma lugar en tres comunas de la región del Biobío: Lebu, Cañete y Concepción. El jet lag lo seguía desde Santiago, donde se quedó por un día y se reunió y compartió con su amigo Gabriel Osorio, director ganador del Óscar por Historia de un oso, y en las calles pudo corroborar la crisis en la que está inmerso nuestro país. Oyer también está involucrado con los Premios Óscar, pero de una manera más directa: es Director Asociado de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas, donde supervisa todos los aspectos de las categorías de Largometraje y Cortometraje Documental, incluidas las normas, elegibilidad y votación. Este es su duodécimo año en la Academia, y realizó una Master Class en Concepción para que jóvenes realizadores sepan qué estrategias seguir si quieren que su película sea considerada para un premio.

Oyer estudió Sociología y Cine, y ha trabajado en las categorías de Largometraje y Cortometraje Documental por más de diez años. Es un gran fan de los documentales y lo mucho que pueden hacer en cuanto a traer conciencia sobre el mundo, y observa que estas categorías son plataformas muy importantes para estos filmes. Oyer regresó a EE.UU. un día antes del cierre del festival, pero se tomó el tiempo de contarnos, como experto, sobre los procesos de selección y votación, la conexión entre Lebu y la Academia, y el efecto que han tenido las nuevas políticas inclusivas en los Premios Óscar.

Muchos atribuyen el triunfo de Parasite a la expansión de la Academia a miembros internacionales; ¿piensa que ese es el caso?

-Bueno, nos propusimos la iniciativa de duplicar el número de mujeres y miembros diversos para 2020. Fue una de las metas tangibles y fácticas que aprobamos, anunciamos y luego ejecutamos. Ahora tenemos un nuevo grupo de miembros que vamos a invitar en junio, y así compliríamos con nuestra meta de convocar a gente más que calificada. El asunto fue que en lugar de esperar a que ellos se acercasen a nosotros para convertirse en miembros, nosotros dimos un paso proactivo, acercándonos a ellos e invitando a personas que debieron haberse unido hace años. Ha sido genial y es lo que la organización quería hacer.

Sobre las nominaciones, creo que es justo observar que dado que los miembros votantes han cambiado en el transcurso de los años, puedes ver dónde ha habido resultados diferentes, están ahí.

¿Cuál es el impacto de alianzas entre festivales (como CineLebu y la Academia) que usted percibe en la industria cinematográfica?

-Diría que, siendo Lebu un festival calificador de cortometrajes, la intención por parte de nosotros es abarcar la mayor cantidad de festivales de todas partes del mundo, diferentes tipos de festivales, para obtener lo mejor del cine, y que los mejores filmes de estos festivales sean incluidos en nuestro proceso de premiación. Así que esa es nuestra meta, y en los últimos años hemos implementado iniciativas de inclusión internacionalmente, donde hay áreas que necesitan más representación en nuestras listas calificadoras. 

Pienso que tal vez la gente no está al tanto de que somos una organización sin fines de lucro, que celebra los filmes a través de nuestros premios, de otras iniciativas y programas; tenemos toda una base que provee internados y otros programas para apoyar a realizadores.

Este año se dedicó especial atención a la categoría de Dirección por la falta de representación femenina. ¿Cómo ha reaccionado la Academia al respecto?

-No puedo referirme a ello desde un punto de vista especulativo. Pero puedo decir, como una nota, que hubo 13 mujeres directoras nominadas en Largometraje Documental y Cortometrajes en general. De hecho, dos ganaron: Learning to Skateboard ganó Cortometraje y American Factory ganó Largometraje. Y en ambas categorías, cuatro de las cinco películas nominadas fueron dirigidas o codirigidas por mujeres. Entiendo los puntos que se han estado haciendo, pero hubo directoras nominadas, y como estoy a cargo de estas categorías, me enorgullece lo que han estado reconociendo.

¿Piensa que es posible que un documental consiga una histórica nominación a Mejor Película?

-¡Me encantaría! Personalmente, me encantaría que un documental fuera nominado a Mejor Película, y espero que pase pronto. Ahora que hemos tenido Largometrajes de Animación nominados a Mejor Película (Toy Story 3), Largometrajes Internacionales ganadores como Mejor Película (Parasite), creo que Largometraje Documental es lo siguiente. Es tiempo.

¿Cuál es el camino que una película debe seguir para que sea elegible para un Premio de la Academia?

-Todas las categorías son diferentes y todas tienen diferentes requisitos de calificación. Por ejemplo, si es Largometraje Internacional, se basa en el estreno en cines en el país de origen, mientras que Mejor Película y otras categorías se basan en estrenos en cines en EE.UU. Los documentales tienen reglas aún más complicadas; para largometrajes y cortometrajes hay dos maneras para calificar: a través de un estreno en cines en EE.UU., o si ganas un premio específico de un jurado, del número de festivales calificadores que tenemos, pues automáticamente calificas. Además, para Largometraje Documental, necesitas al menos dos críticas en diarios que coincidan con el estreno.

¿En qué consiste el proceso de votación?

-Hay diferentes ciclos de votación. Para determinar nominaciones se vota por ramas; es decir, montajistas nominan a montajistas, guionistas nominan a guionistas, etc. Por ejemplo, en Corto y Largometraje Documental, los miembros de la Rama de Documentales determinan los cinco nominados. Hay alrededor de 500 miembros de la Rama en el mundo; mientras que las otras categorías de cortos pertenecen a otras Ramas, y ahí es donde tienes a muchos animadores, por ejemplo, tanto en Largometraje y Corto de Animación.

Pero después el ganador es votado por todos los miembros de la Academia, nueve mil en el mundo entero, porque es un premio de la industria, entonces la industria entera vota por quién se lleva el Óscar.

Como empleado, soy la parte neutra porque yo no voto, me la paso verificando que las películas califiquen, facilitando el proceso de votación. ¡Amo ciertas películas, por supuesto!, pero ese no es mi trabajo; mi rol como árbitro neutro es facilitar un proceso y después los miembros votan y deciden los nominados y ganadores.

¿Desde la Academia se percibe cierto crecimiento de festivales como Cine de Lebu, por ejemplo?

-Asisto a algunos, pero, honestamente, estoy tan ocupado con el trabajo allá, que hay varios a los que no puedo ir. Pienso que gente que va a festivales todo el tiempo todo el año, tienen una mejor idea de lo que se está haciendo. Los programadores de festivales, ellos definitivamente sabrían. Yo no soy esa persona. ¿Sabes?, mi rol es tan raro, porque no estoy en producción, no estoy en distribución, ni en festivales, no hay como una caja donde se pueda poner lo que hago en la organización.

¿Cuál es la parte favorita de su trabajo?

-Poder enviar correos electrónicos a los realizadores que han sido preseleccionados. Anunciamos las nominaciones en vivo, así que la gente ve eso y se enteran ahí. Con la preselección emitimos un comunicado de prensa, pero yo puedo notificarles más o menos al mismo tiempo, un poco antes, y la mayoría de las veces saben la noticia por mí y no por el comunicado de prensa. Eso es cool, esa es la mejor parte. Y también llegar a conocer a los realizadores nominados durante el proceso, y enseñarles en qué consiste y ser un apoyo para ellos; no para la campaña, porque eso es trabajo del publicista y es aparte. Quiero decir, para que entiendan cómo funciona el proceso (requisitos, presentaciones, votación) y todas las cosas que pasan en las semanas de los Óscar. Estoy en un rol muy diplomático, entonces todos los nominados son iguales, todos los realizadores son iguales, y me gusta apoyarlos a todos.

Comentarios
Sabía ud que... LO QUE BUSCAS ESTÁ EN TI… O DEBAJO DE LA CAMA. -------------------------------- Sabía ud que... CUANDO HANNIBAL LECTER LEE UN LIBRO DE COCINA, PARTE POR EL ÍNDICE. -------------------------------- Sabía ud que... NO SOY NI DEL SEXO DÉBIL NI DEL SEXO FUERTE, SOY DEL “SEXO, POR FAVORCITO”. -------------------------------- Sabía ud que... HAY PERSONAS TAN MALÉFICAS QUE SON EL SEXO DEVIL. -------------------------------- Sabía ud que... COMO NO VAN A DEJAR LIBRE A LOS LADRONES SI LES DICEN “HABLE AHORA O CALLE PARA SIEMPRE”. --------------------------------