El atleta británico, Alex Yee, conversó con BBC acerca de haber padecido el síndrome del impostor.

Agencia EFE

Atleta británico que ganó oro y plata en Tokio confesó haber padecido el “síndrome del impostor”

"No me sentía digno de pararme en la línea de salida", confesó el atleta británico de 23 años, Alex Yee, quien logró un oro y una plata en el triatlón de Tokio.

El atleta británico de 23 años, Alex Yee, habló con BBC Mundo sobre los problemas de autoestima con los que tuvo que batallar antes de presentarse a la cita olímpica en Tokio.

El ganador de un oro y una plata en el triatlón, que participaba en sus primeros Juegos Olímpicos, reveló que cuando comenzó a competir en el circuito, en el año 2019, padecía de “forma leve el síndrome del impostor”.

No me sentía digno de pararme en la línea de salida“, aseguró el joven británico, agregando que, en ese momento, “definitivamente luché con el autoestima de ser un atleta”.

En cuanto al trabajo que tuvo que realizar contra sus pensamientos, Yee explicó que le “tomó algunas conversaciones difíciles y mucho trabajo para darme cuenta de que era digno de estar ahí”.

Y no hay mejor forma de demostrarte cuánto vales, que llegando al podio Olímpico, incluso habiendo sido seleccionado para representar a tu país solo un mes antes de que empezara la cita en Tokio.

Tras cruzar la línea en primer lugar y lograr el oro en el relevo mixto de triatlón durante el fin de semana pasado, Alex admitió que la primera emoción que sintió fue el alivio por no decepcionar a sus compañeros de equipo Jess Learmonth, Jonny Brownlee y Georgia Taylor-Brown.

“Recuerdo estar parado en la línea de salida pensando: ‘Tengo que hacerlo por estos muchachos’ (…) Probablemente, esa ha sido la mayor presión que he sentido en mi vida“, explicó Yee.

Me alegro de haber podido dar un paso al frente. Estoy en la luna“, agregó el joven triatleta nacido en Lewisham, al sur de Londres, quien soñaba con ser en unos Juegos Olímpicos desde que tenía 10 años.

Por otro lado, el atleta aseguró que nunca se imaginó ganando una medalla en sus primeros JJ.OO., pero se lleva dos a casa, “entrar en el bloque Team Gran Bretaña y ver tantos atletas brillantes, hace que te des cuenta de que esto es más que solo tu deporte individual“, explicó.

Finalmente, Alex aseguró que sentirse “muy afortunado. A veces cuando estoy cansado, siempre pienso en esos momentos; te da ese impulso extra y una razón adicional por la cual seguir esforzándote“.

Volver al Home

The Clinic Newsletter
Comentarios