Vacuna de Moderna

EFE/EPA/LUONG THAI LINH

Regiones de Japón suspenden el uso de vacuna de Moderna tras detectar “sustancias extrañas en algunos” lotes

Las prefecturas de Okinawa y Gunma suspendieron el uso de la vacuna de Moderna tras detectar sustancias desconocidas en lotes del fármaco.

La región japonesa de Okinawa suspendió este domingo 29 de agosto el uso de la vacuna de Moderna tras detectar “sustancias extrañas en algunos” lotes del fármaco, indicó el gobierno local, los cuales son diferentes a los que se suspendieron anteriormente, según medios locales.

Esta decisión tiene lugar el día siguiente que el Ministerio de Salud del país asiático anunciara que estaba investigando la muerte de dos hombres que habían sido vacunados con viales de Moderna procedentes de 1,63 millones de dosis que contenían impurezas en algunos frascos.

La prefectura de Okinawa, en el sur, decidió este domingo “suspender el uso de las vacunas de Moderna porque se detectaron sustancias extrañas en algunos” lotes, según un comunicado.

Por su parte, la prefectura de Gunma, al norte de Tokio, también suspendió el uso de lotes contaminados.

Con respecto a las muertes de los hombres de 30 y 38 años, estos habían recibido una segunda dosis de Moderna procedente de uno de los tres lotes bloqueados el 26 de agosto por el gobierno.

Debido a esta situación se abrió una investigación para determinar la causa, aunque las autoridades precisaron que por ahora “el vínculo causa efecto con la vacunación se desconocía”.

“No tenemos ninguna prueba de que estos decesos fueran causados por la vacuna de Moderna y es importante efectuar una investigación para determinar si hay una relación”, declararon el sábado en un comunicado conjunto Moderna y Takeda, el laboratorio que la importa y distribuye en Japón.

VOLVER AL HOME PARA SEGUIR LEYENDO MÁS NOTAS DE THE CLINIC

Comentarios