Un funcionario público de un pueblo mexicano -Villahermosa- fue despedido de sus funciones luego de que se difundiera un video en youtube donde aparece humillando a un niño que vendía dulces y cigarros para vivir. El hijo de puta, identificado como Juan Diego López Jiménez, como se puede apreciar en la grabación, le decomisa los productos, lo obliga a tirarlos al suelo y luego se va.

Afortunadamente el hecho era grabado por un canal local que lo subió a una cuenta. El video, que se llama “Abuso de Autoridad”, despertó las críticas y obligó al municipio a enviar un comunicado de prensa a los medios de comunicación.

El pequeño tiene 10 años y se llama Manuel. Es huérfano y vive con una tía.