ejercito a1

Una querella criminal por delitos de fraude al fisco y tributarios, presentó el proveedor del Ejército, Patricio Reyes, en contra del vendedor der armas favorito de la institución Virgilio Cartoni, por supuestas anomalías en una millonaria licitación por más de US$ 11 millones, referida a la compra de uniformes de combate.

El libelo, que ya fue admitido a tramitación, recayó en el Séptimo Juzgado Juzgado de Garantía de Santiago y enviado a la Fiscalía Centro Norte.

El libelo que publica The Clinic Online apunta a que la empresa de Cartoni, Comercializadora, Exportadora e Importador CyM S.A., habría evitado pagar impuestos por más de $1.000 millones, gracias a la “complicidad” de funcionarios castrenses, quienes habrían modificado dolosamente las bases del concurso para favorecer a la firma. Esto habría derivado en que los militares habrían pagado un sobreprecio superior a los $ 302 millones.

Por estos hechos, además, Reyes presentó otra querella, esta vez en la justicia militar, en contra el general (r) Antonio Cordero Kehr, otrora jefe del Comando de Apoyo de la Fuerza, quien firmó las licitación y autorizó, según el escrito, las modificaciones a la misma.

Paralelamente, el querellante ingresó una denuncia en el Servicio de Impuestos Internos (SII) para que la Dirección de Grandes Contribuyentes (DGC) indague las actividades tributarias de Cartoni.

En materia administrativa, Reyes también recurrió a la Contraloría, con el fin de que indague eventuales anomalías en la licitación y contratos que supusieron la compra a Cartoni.

La historia, según Reyes se inició en julio 2011cuando el CAF adjudicó a CyM la licitación ya mencionada. Eso, bajo el mando de Fuente-Alba en el Ejército.

De forma ilegal, según acusa, la firma de Cartoni había usado la Zona Franca de Iquique -“sin ser usuario de ésta”- y facturado a través de un tercero “extraño a la licitación”. Se trata de Servicios de Abastecimientos y Mantención LTDA (SAM), también proveedor del Estado Mayor Conjunto. Esta última, pertenece a Jorge Neira, que también está incluido en esta querella por supuestos ilícitos impositivos.

“Así queda claro que el Ejército, contraviniendo no sólo las bases de la propuesta, sino además toda lógica, al internar los elementos haciendo uso de la prerrogativa de extensión de Zona Franca, evitó que el vendedor pagara los montos correspondientes al IVA”, señala el libelo.

Y sigue: “En resumen, la suma dejada de percibir por el fisco, pero pagada por el Ejército a (…) CyM, ascendió a $1.098 millones”.

En la presentación, el abogado Jaime Romaní, patrocinante de Reyes, solicitó una serie de diligencias. Entre ellas que la Bridec de la PDI realice peritajes a la contabilidad de Cartoni y de SAM. También que la Tesorería del Ejército revele los documentos asociados a los pagos a CyM.

Además que cite a Cordero Kehr, ex jefe del CAF, para que declare sobre los hechos denunciados. Junto a él, a una serie de coroneles y generales que habrían participado en la licitación y aprobación de los pagos.

Romaní fue consultado por este diario respecto a la presentación de los libelos tanto en el tribunal de garantía como en la justicia militar. Al respecto, indicó que no emitiría comentarios, atendido a que las causas están en etapa de investigación.

El Ejército,indicó ayer que el tema se encuentra radicado en la justicia, por lo que no haría comentarios.

Lea la querella completa