Cada vez más tensa está la relación entre los trabajadores de Gendarmería y el gobierno, en medio de un llamado a paro nacional si no hay una reunión con el ministro de Justicia, Hernán Larraín.

A través de un video que está circulando en redes sociales y dirigido a todos los trabajadores de la institución, un grupo de dirigentes hicieron un llamado a que los gendarmes se acuartelen de Arica a Porvenir.

La medida busca presionar al gobierno, ya que señalan que la directora de Gendarmería no es la responsable de solucionar esta situación, tal como lo había mandatado Larraín en una respuesta, sino que el propio ministro de Justicia, a quien presionaron solicitando una reunión antes de las 21 horas, momento en que llamaron a acuartelarse.

El vocero de los “cinco gremios más representativos” de los gendarmes, Andrés Segovia, junto a varios de sus colegas señala en el registro que “recepcionamos la respuesta del ministro de Justicia, respuesta que rechazamos rotundamente porque la directora nacional de Gendarmería no es la responsable del sistema penitenciario, en crisis”.

En este sentido señalan que “Es usted señor ministro, es el señor subsecretario, a ustedes emplazamos a que se hagan responsables, a que nos atiendan a la brevedad. Hacemos un llamado al personal de Gendarmería de Arica a Porvenir, a que se acuartelen en las unidades penales y especiales, a contar de hoy a las 21.00 horas y esperar las instrucciones y directrices que vamos a dar a nivel central”.