Estas son las impactantes imágenes de Juanes y Miguel Bosé llorando porque les estaban metiendo público galleteado a su recital en La Habana. el evento estuvo a punto de suspenderse, pero una vieja ley primó pudo saltear los obstáculos: “el show debe continuar”.