Secciones

The Clinic Newsletters

Más en The Clinic

The Clinic Newsletters
cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Cultura

26 de agosto de 2010

Premio Nobel de la Paz pide a Piñera justicia para mapuches en huelga de hambre

Por

El argentino Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nobel de la Paz, le escribió a Sebastián Piñera una carta intercediendo por los mapuches prisioneros en cárceles chilenas. Los mismos que, en número de 32, ya completan 48 días de huelga de hambre, ante la indiferencia generalizada de los medios de comunicación del país. «La Ley Antiterrorista condena a hermanos mapuches, como si fueran subversivos, cuando en realidad sólo están defendiendo sus derechos», remarca Pérez Esquivel.

Buenos Aires, agosto de 2010.
Señor
Presidente de la República de Chile
Dr. Sebastian Piñera
S/D
De mi consideración:

Me dirijo a usted a fin de expresar, una vez más, mi preocupación por la difícil situación que vienen atravesando los hermanos mapuches presos en distintas cárceles de la República de Chile.

A lo largo de mi caminar, desde hace tiempo y por todo nuestro rico continente americano, Abya Yala, he podido observar por un lado, la riqueza y fuerza de las diferentes culturas originarias, pero por otro, las injusticias que deben soportar por defender sus derechos, sus territorios y recursos naturales. Pero sinceramente Señor Presidente, no puedo dejar de sorprenderme que todavía hoy, después de tanto tiempo de democracia en su país, se siga aplicando una ley originada en plena dictadura militar. La Ley Antiterrorista, que condena a hermanos mapuches, como si fueran subversivos, cuando en realidad sólo están defendiendo sus derechos.

Tengo la esperanza, Señor Presidente, que como usted está iniciando una nueva gestión, pueda reveer y reconocer cuando algún proceso no se está realizando como corresponde, y la justicia pueda desempeñarse en forma transparente y sin arbitrariedades. Al respecto existen denuncias que indican todo lo contrario y por eso hoy los presos mapuches están llevando a cabo una huelga de hambre, ya que es el único recurso que tienen para concitar la atención o esperar un cambio de actitud.

Esperando pueda usted comprender y atender los reclamos de estos hermanos mapuches, le haga llegar a usted un Saludo de Paz y Bien.

Adolfo Pérez Esquivel
Premio Nobel de la Paz

Notas relacionadas