El Consejo de Defensa del Estado (CDE) desembolsará más de $ 1.481 millones para indemnizar a los familiares de personas que fueron mal identificadas a mediados de los 90 por el Servicio Médico Legal.

La determinación del organismo se adoptó hace algunas semanas, luego que los consejeros tomaran conocimiento de las 40 causas que se encuentran en la justicia civil, en donde los familiares de estas personas acudieron.

Lo resuelto por el CDE pone fin a una larga cadena de errores y encubrimientos que a mediados de los 90 ocurrió en el SML, caso que fue conocido como el “Informe Glasgow”.

Los hechos apuntan a una revisión de los protocolos usados en la identificación de los restos encontrados en el patio 29 y otros lugares, en la casa de estudios escocesa, luego que el perito chileno Iván Cáceres denunciara errores en la fórmula de trabajo.

El documento pasó oculto por varios años y sólo a principios de la década pasada fue conocido íntegramente, pues lo reveló la abogada Pamela Pereira- y se descubrió que algunos restos no sólo habían sido mal identificados, sino que entregados a deudos que no les correspondían.

Por lo anterior se inició un sumario en el Ministerio de Justicia que sancionó, entre otros, al entonces director del SML, Jorge Rodríguez, quien fue destituido.

La identificación de los restos de ejecutados políticos y detenidos desaparecidos sigue adelante. No se ha detenido. De hecho hace algunas semanas el ministro de la Corte de Apelaciones de Santiago, Alejandro Solís, hizo lo propio con una serie de familias.

Lea el informe que preparó en su oportunidad la fiscal de la Suprema. Pinche aquí

Las condiciones de trabajo y la tecnología con la que cuenta actualmente el SML distan sideralmente de las que fueron usadas a mediados de los 90, por lo que hoy la posibilidad de error es remota.

Para que se concrete el pago, sólo falta la firma del Ministerio de Hacienda.