La Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados inició la votación del proyecto de ley que agrava las penas y restringe beneficios en el resguardo al orden público, la denomina ley contra encapuchados.

El diputado socialista Marcelo Díaz destacó que en la votación se aprobaron un par de artículos y otros quedaron pendientes para el próximo martes, luego de que se empatara en la votación.

Sin embargo, el legislador resaltó que se rechazó, por seis votos a favor y siete en contra, el artículo básico del proyecto, “que establecía la falta calificada en el caso de encapuchados”.

“Esta es una ley que prácticamente a esta altura no le queda nada, no olvidemos que el Ejecutivo la cambió, es muy distinta a la que en su momento ingresó el ministro (Rodrigo) Hinzpeter, ahora ha sido vaciada todavía más de contenido y a mi juicio esta es una ley innecesaria”, dijo Díaz.

El parlamentario comentó que este hecho reafirma lo señalado por expertos y organismos de derechos humanos en la comisión, respecto de que las actuales normativas ya regulan materias como control de identidad y del que actuare disfrazado o encapuchado.

Por esta razón, el diputado Díaz sostuvo que “para nosotros el proyecto tenía otro fin, que era criminalizar la protesta social, poner el foco de la mirada penal en el derecho de los ciudadanos a manifestarse. Nosotros insistimos que aquí debe haber más eficacia policial para identificar a los que aprovechando manifestaciones o utilizándolas, cometiendo delito y no para establecer figuras penales que pueden terminar teniendo por los tribunales de justicia el desfile de ciudadanos que lo que hicieron fue ejercer un derecho que la Constitución les reconoce a manifestarse y reunirse públicamente para exponer sus puntos de vista y reivindicaciones”.