Luego de que el Tribunal Calificador de Elecciones (Tricel) lo dejara con cuello, Luciano Cruz-Coke para postular al Senado en el norte, ahora sacó una nueva teoría conspirativa a lo “hombres de negro”.

“Estamos perdiendo la batalla cultural ante una izquierda que copa los medios de comunicación buscando generar un relato hegemónico de lo que es nuestra historia y lo que debe ser el camino futuro de nuestro país. El principal desafío político consiste en generar una épica renovada y popular de nuestro relato de centroderecha para defender la fuerza de nuestras ideas”, aseguró en una entrevista en el diario El Mercurio.

Cruz-Coke reveló que el fallo del Tricel fue sorpresivo, pero que asume los costos de su decisión.

“Asumo toda la responsabilidad de haber tomado la decisión final de postular, atendidos los argumentos expuestos por todas las partes involucradas”, dijo.

Inquirido sobre el comportamiento que deberá tener Carlos Cantero para apoyar la campaña en Antofagatas, dijo que dependerá de la “generosidad, despredimiento y convicción” que ponga el RN.

Y remata: “A la política vine para quedarme, no solo por esta elección. Mi compromiso no obedece a una circunstancia y es de largo plazo. He formado junto a Felipe Kast “Evolución Política” (Evópoli), un movimiento que llegó para quedarse en política por los próximos veinte años con el fin de atraer a personas que se han sentido fuera o desafectadas de lo político, que estén comprometidas con las ideas de la libertad que son las que pueden permitirle al país ser más justo, más equitativo y más desarrollado”, indicó. 

Siga leyendo aquí