Formalizan a médico forense que realizó irregular primera autopsia a víctima de Martín Larraín

Esta mañana fue formalizado el médico que realizó la irregular primera autopsia a la víctima del atropello cometido por Martín Larraín, hijo del timonel de Renovación Nacional, en septiembre de este año.

El delito imputado a Mario Peña y Lillo, médico forense del Servicio Médico Legal de Cauquenes, es falsificación de instrumento público, luego de las anomalías detectadas en la primera autopsia a Hernán Canales, víctima por atropello del hijo de Carlos Larraín.

La Fiscalía investiga la responsabilidad de Peña y Lillo en los datos contenidos en el primer informe de autopsia que decía que la víctima habría perdido la vida aún cuando hubiese recibido ayuda, señala Emol.

El imputado quedó con arraigo nacional mientras dure la investigación que comanda el fiscal jefe de Parral, Nelson Riquelme.

El médico forense dijo a Emol que había realizado su informe “honestamente” aunque después agregó que quizás no lo realizó “con la acuciosidad que se hizo después”.

Peña y Lillo explicó que el procedimiento se hizo “se hizo bajo el modo habitual” y que “lo más probable es que haya todo un contexto político”.

En la misma línea, insistió en que “hice lo que debía, pero fue un caso connotado y me tocó a mí estar entremedio”.

Lee también: Las últimas horas de Hernán Canales en Curanipe, el hombre que fue atropellado por el hijo de Carlos Larraín

Comentarios