Así lo informa en su edición on-line el diario limeño El Comercio , añadiendo que Alberto Fujimori -ex presidente del Perú y sentenciado por la justicia-, ingresó por una pérdida de sensibilidad en su brazo izquierdo a una clínica en Lince, distrito limeño.

“La situación es moderadamente grave, puede mover el brazo pero muy lentamente, ha perdido un poco la sensibilidad, esperemos que mejore”, indicó Juan Barreto, médico que lo atiende.

La suerte del ex mandatario fue grande, según el mismo médico. Barreto sostuvo que si el paciente no hubiera recibido un tratamiento a tiempo podría haber sufrido secuelas graves. “Hasta podría haber quedado hemipléjico, el cerebro está afectado”, dijo.

El congresista Alejandro Aguinaga, médico de cabecera de Fujimori, precisó el estado de salud de éste. Se le práctico un escaner al cerebro. En la prueba “se detectaron dos pequeñitos infartos que explicarían este cuadro de debilitamiento que se presentó”, dijo a El Comercio.