Gobierno adelanta que se acabarán los aportes reservados para financiar campañas

“El mandato que tengo en este tema de la Presidenta es abordar una reforma al sistema, que tenga tres ejes. Un eje de equidad, otro de transparencia y otro de control democrático”, dice la ministra, Ximena Rincón encargada del tema, quien agrega que además de transparentar el origen de las platas se buscará otorgarle más facultades al Servicio Electoral, para que efectivamente haya control.

ximena rincon A1

Se acaban los polémicos aportes reservados para las campañas políticas.

Así por lo menos lo adelanta, en entrevista con El Mercurio, la ministra de la Segpres, Ximena Rincón, quien aborda a fondo la relación entre las platas y la política, más cuestionada que nunca en medio de la arista política del caso Penta.

“El mandato que tengo en este tema de la Presidenta es abordar una reforma al sistema, que tenga tres ejes. Un eje de equidad, otro de transparencia y otro de control democrático”, dice la secretaria de Estado.

En ese sentido, Rincón precisa que este proyecto de financiamiento de la política, que el Ejecutivo, enviará en los próximos días, incluye terminar con los aportes reservados.

También dice que la idea es otorgarle más facultades al Servicio Electoral para que efectivamente haya control.

Consultada sobre la independencia que eventualmente otorga el no saber quién dona, Rincón asegura que precisamente al saber quién, como persona natural es el que dio dinero, el parlamentario va a tener que actuar en conciencia, pues no sólo él, sino que todos sabrán el origen de esas platas.

Subraya que el proyecto si elimina los aportes reservados deberá necesariamente aumentar el aporte público, y también limitar el aporte de las personas.”Es parte de los temas que estamos abordando”, dice.

Rincón cuenta que la inciativa también apuntará a regular la propaganda pagada en la prensa, establecer espacios en la vía pública, recintos más amplios, pero limitados, y sancionar a aquelos que infrinjan la ley.

Finalmente, consultada por si es que el caso Penta develó las fallas del actual sistema de financiamiento a la política, dice tajante que no, “no tiene nada que ver con la ley de financiamiento electoral. El caso Penta es una fraude al fisco, es una evasión, elusión tributaria”.

The Clinic Newsletter
Comentarios