Imagen escáner socofar 3

Polémica generó un articulo de The Clinic Online que denunció la implementación de un escáner por parte de la empresa Socofar Logística S.A., proveedora y parte del holding de Farmacias Cruz Verde, al que los trabajadores son obligados a pasar para evitar robos y merma de productos. El sindicato señaló a este medio que la medida vulnera su dignidad, ya que muestra con nitidez genitales masculinos y femeninos e incluso las toallas higiénicas cuando las trabajadores están en su período menstrual.

Ante esto, el parlamentario Socialista, por las comunas de El Bosque, San Ramón y La Cisterna, Daniel Melo, respaldó al Sindicato de Trabajadores y señaló que: “entiendo que la empresa quiera protegerse de robos y mermas, pero hay otros mecanismos igual de efectivos, que no vulneren de esta manera la intimidad y dignidad de los trabajadores”.

“La empresa está vulnerando la dignidad y privacidad de sus trabajadores, con una medida totalmente exagerada”, sostuvo, agregando que “si bien todos los trabajadores están siendo vulnerados con esta situación, me imagino que para las trabajadoras debe ser aún más complicado, ya que usan toallas higiénicas y tampones, los que son detectados por el escáner, es decir, que su privacidad es totalmente vulnerada”.
 
En esa línea, dijo que “esto se vuelve intolerable, si tenemos en cuenta que los guardias que operan esta máquina son sólo hombres y que muchas veces han urgido a las trabajadoras a explicar qué llevan en sus partes íntimas, lo que me parece totalmente innecesario”.
 
El diputado socialista también recalcó que: “estamos hablando de personas y lo más grave, es que no sabemos si este escáner de alta resolución puede ser dañino para la salud, sobre todo si consideramos que son obligados a pasar por él al menos dos veces al día”.
 
En relación a esto, la empresa Socofar insiste en que el escáner está diseñado para ser utilizado en seres humanos y cumple con una serie de estándares que garantizan la inocuidad sobre la salud, citando la información entregada por la ACHS a la Inspección del Trabajo.

Finalmente, el Diputado Socialista, aseguró que “no podemos permitir que este tipo de cosas siga pasando en nuestro país. Hasta cuándo los grandes empresarios pondrán sus intereses económicos por sobre la dignidad de sus trabajadores” y añadió que: “estoy seguro que ninguno de los grandes empresarios involucrados en este caso, accedería de buen talante a pasar por este escáner”.-

Recordemos que producto de esta polémica medida, la empresa Socofar se enfrentará este próximo 6 de agosto en el Segundo Juzgado Laboral de Santiago frente al sindicato de los trabajadores, para decidir qué ocurrirá con el escáner corporal.