Evo Morales 2 EFE

Ante el complicado panorama que enfrenta el presidente de Bolivia, Evo Morales, en el referéndum que decidirá cambiar la Constitución para que pueda salir reelecto en las próximas presidenciales, el Mandatario planteó un nuevo debate: el papel de las redes sociales en la política.

Según él, este tipo de herramientas son el arma predilecta de los oposición en el país.

“Tal vez en el futuro va a ser importante debatir este asunto de las redes sociales; en algunos países con mala información tumban gobiernos, perjudican a su país si hay confrontación”, dijo el presidente que busca competir por un cuarto mandato, en una rueda de prensa.

Según indica Emol, la oposición de Evo hizo uso de las redes sociales, especialmente de Facebook y Twitter, para derribar la propuesta del gobernarte de reformar la Constitución.

“Es una preocupación que tengo”, sentenció Morales

“Cómo por una cuestión de codicia, de envidia, de intereses de carácter sectorial o intereses ajenos a los intereses de Bolivia se puede hacer mentira, calumnia para dañar a Bolivia, porque finalmente no se está haciendo daño a Evo”, agregó.

Según él, lo que hizo la oposición fue iniciar una “guerra sucia” en estas plataformas de Internet, indicando que “quienes usan redes sociales con mentiras, están haciendo perder valores a las nuevas generaciones”.

Hasta ahora, el 54,3 % de bolivianos votó “No” a reformar la Constitución para permitir una nueva candidatura del presidente Evo Morales en 2019, según el escrutinio oficial del Tribunal Supremo Electoral, que muestra un avance del 80 %.

Ante esto, el presidente boliviano pidió esperar “con serenidad” los datos oficiales.