Pablo Longueira congreso A1

El fiscal del caso SQM, Pablo Gómez, pidió al Congreso información respecto de la tramitación de la Ley de Royalty que se promulgó en 2010 y que incluyó el llamado “artículo Contesse”.

De acuerdo a información que publica La Tercera, el persecutor envió un oficio para que sea respondido en un plazo de diez días.

En lo medular, Gómez busca acceder a los diarios de sesiones que se desarrollaron en la Cámara Alta, conocer la intervenciones del entonces senador Pablo Longueira, y revisar las modificaciones del proyecto desde que ingresó a la Cámara hasta que fue despachado por el Senado.

Cabe recordar que Pablo Longueira es investigado por cohecho, esto a partir del correo que recibió del ex gerente general de SQM, Patricio Contesse, con un documento que luego fue introducido, casi igual, en un artículo transitorio del royalty minero, cuyo objetivo fue recaudar recursos para la reconstrucción.

El miércoles de la semana pasada, tres días después de que Ciper revelara el citado email, Longueira hizo frente al asunto por medio de una declaración pública que leyó sentado en la sala de prensa de la UDI, instancia en donde aprovechó de anunciar que renunciaba momentáneamente a su militancia.

Durante las últimas semanas he estado dedicado a reconstruir el itinerario de mis funciones como senador y ministro, para recopilar los antecedentes que me permitan demostrar en la investigaciones un aspecto que para mí es esencial para vivir con dignidad y con la frente en alto… para vivir con dignidad y la frente en alto, repitió, antes de lanzar acaso la frase más decidora y que tempranamente dio luces de cómo estaba estructurado el texto por el que no aceptó preguntas.

“Soy un hombre honesto”, afirmó Longueira, para luego sostener que “tengo la profunda convicción de que con la ayuda de dios lograré hacerlo, a pesar de la impresionante y abrumadora descalificación pública, que ya me sitúa como condenado, sin que medie aún ninguna acusación formal”.

Al día siguiente, el expresidente Sebastián Piñera salió a defender la iniciativa que vio la luz en el primer año de su gobierno.

“La Ley de Royalty que fue enviada por nuestro gobierno en agosto de 2010, y que fue aprobada de manera casi unánime por ambas Cámaras del Congreso, tenía tres objetivos fundamentales: primero recaudar recursos adicionales para poder financiar en forma seria y responsable el enorme esfuerzo de la reconstrucción que exigía el terremoto del 27 de febrero de 2010. Adicionalmente, tenía por objeto pedir un esfuerzo adicional a las grandes empresas mineras al esfuerzo de la reconstrucción, y en tercer lugar fomentar el desarrollo de las regiones”, expresó el ex Jefe de Estado, quien además valoró las palabras de Longueira, al tiempo que argumentó que la veracidad de sus dichos era materia de investigación.

En medio de las críticas hacia Longueira por evitar pronunciarse respecto de la similitud entre lo que recibió y el documento que ingresó al Senado, el exalcalde Joaquín Lavín afirmó que su otrora compañero de partido que “por su carácter, Pablo Longueira no es una persona para ser comprada por nadie”.

Ese mismo día (viernes de la semana pasada), The Clinic Online publicó en exclusiva cómo Longueira hizo llegar el famoso “artículo Contesse” al gobierno de la época.

El curso que siguió el texto fue el siguiente: hizo llegar en agosto de 2010 al ministro secretario general de la Presidencia, Cristián Larroulet, el artículo que había redactado Patricio Contesse, y éste a su vez lo reenvío a quien era ministro de Minería, Laurence Golborne.

El instructivo del piñerismo tras revelación de mail entre Longueira y Larroulet que incluyó “Artículo Contesse” – The Clinic Online