boric

Ayer, a eso del mediodía, mientras aún quedaban resabios del triunfo de Chile ante Colombia, la Cámara de Diputados aprobó y despachó el proyecto del salario mínimo propuesto por el gobierno, esto luego de la polémica generada el día anterior cuando la bancada del PC había votado en contra, mandando de esa manera la iniciativa a la comisión de Hacienda del Senado.

Precisamente ese hecho fue el que gatilló que, en plena sesión, y ante una arremetida de la UDI, el diputado Gabriel Boric reaccionara, abriéndole la herida al gremialismo, haciéndolos sangrar.

Todo partió cuando el diputado del partido fundado por Jaime Guzmán, Ernesto Silva, intervino para criticar al oficialismo.

“La Nueva mayoría no existe, no existe cuando los diputados del PC no están en la sala y le pegan un portazo al gobierno, cuando salen los dirigentes del PC a echarle la culpa al ministro de Hacienda, cuando el ministro de Hacienda no es capaz de alinearlos. La nueva mayoría vale cero”.

“Lo que tiene que hacer el gobierno es que sean capaces de ir a buscar a los comunistas y decirles que se cuadren con la Nueva Mayoría y voten. Si no, lo que debe pasar es que deben haber ido a marchar a criticar al gobierno y mantener a este país quebrado, con un grupo pataleando en la calle y el otro hablando de responsabilidad en el Congreso”, fustigó Silva, citó T13.cl.

Ante esa alocución, fue que Boric lanzó: “patalear en la calle es mejor que patalear en la cárcel, Silva (…) Vayan a visitar a sus militantes a la cárcel, mejor”.

“Diputado Boric, le ruego mantenga la tranquilidad”, profirió el presidente de la Corporación, Osvaldo Andrade.