Guillier

Hace 13 años, en medio del escándalo del Caso Spiniak, CHV grabó con cámaras ocultas al Juez Daniel Calvo, quien investigaba el caso. Con ese método, el equipo de prensa del canal, liderado por Alejandro Guillier, reveló que el juez asistía a un sauna gay. En 2015 la Corte Suprema condenó a CHV a pagar una indemnización de 120 millones a Calvo y su familia.

Hace unos días los columnistas Matías Rivas y Juan Manuel Vial recordaron el polémico episodio por el rol que jugó el actual senador, quien ahora aspira a llegar a La Moneda, dado los buenos resultados que ha obtenido en las encuestas.

Debido a la polémica, las organizaciones de diversidad sexual salieron a pronunciarse. Desde el Movilh su presidente, Rolando Jiménez, dijo a La Segunda que siempre ha tenido una “visión bastante negativa” sobre Guillier por el episodio que sacó del clóset al juez Calvo.

“Tuvo un rol nefasto en un montaje, donde se grabó a un juez de la República y se le denostó y cuestionó con la excusa de su orientación sexual”, criticó Jiménez.

El dirigente del Movilh emplazó al candidato a “explicitar cuáles fueron las motivaciones para promover que se grabara a una juez y se usara su supuesta orientación sexual para publicar un trabajo periodístico”.

Luis Larraín, presidente de Fundación Iguales, también reprochó el reportaje del equipo CHV. “Primero, me parece que es un grave error lo que hicieron esa vez con el Juez Calvo. Claramente violaron su privacidad y nadie debería sacar del clóset a nadie, porque esa es una decisión estrictamente personal”, sostuvo.

Frente al llamado que hizo Rivas a las organizaciones de tomar una postura frente a la actuación de Guillier, afirmó: “En su minuto nos iremos a pronunciar sobre los candidatos a la Presidencia, pero de acuerdo a nuestros propios tiempos, y cuando éstas se vayan oficializando. Pero no de acuerdo a la opinión de un columnista,

Además Larraín aseguró que existe una conversación pendiente para conocer la visión de Guillier, aunque también destacó que el senador es partidario del matrimonio homosexual.

“Me gustaría verlo para tener su opinión del tema. Ojalá pudiera contar su versión de los hechos y ver si algún tipo de arrepentiemiento, alguna lección aprendida para ver si abordaría de forma distinta el tema si tuviera que verlo de nuevo”, dijo Llarraín.