El piloto nacional, Francisco “Chaleco” López, lanzó un fuerte llamado de ayuda desde la localidad de Llico en Vichulquén, zona fuertemente afectada por la catástrofe producida por los distintos incendios forestales que se han producido en Chile.

A través de un contacto con Chilevisión, el piloto afirmó que se encuentra trabajando con todo junto a los distintos grupos de apoyo con el fin de combatir el fuego y que de una buena vez pueda terminar esta desgracia.

En ese sentido señaló que “somos un grupo bastante amplio de amigos, algunos vienen de Iloca, Llico y otros lugares. Gracias al esfuerzo particular esto se puede controlar, pero hay mucho que se está quemando. A pura pala estamos apagando estos incendios”.

Añadió que “ojalá todos los chilenos, a la gente que está en sus casas, de vacaciones, que venga ayudar para apagar el fuego”.

“Está todo destruido, por acá pasó una bomba. No se puede ver muy bien por el humo, pero acá se va a necesitar un esfuerzo muy grande de Chile. Estamos muy triste, pero hay que seguir trabajando. Nunca en mi vida vi algo así y esto está recién comenzando”, sentenció.