El ex candidato presidencial y fundador del Partido Humanista, Tomás Hirsch profundizó en lo que serán las elecciones presidenciales en Chile, y de paso diferenció el surgimiento del Frente Amplio respecto al nacimiento de bloques como la Nueva Mayoría o la ex Concertación.

En entrevista con La Tercera, el hombre que ya proclamó a Beatriz Sánchez como su abanderada, manifestó que la gran diferencia entre el Frente Amplio y la Nueva Mayoría, por ejemplo, es que en el bloque que integra lo que más importa es el contenido, el programa, más que presentar a una figura por su popularidad.

Sobre quienes comparan ambos bloques, dijo Hirsch, “se basan solo en lo que ven en la prensa. No ven lo que está debajo de la superficie, solo ven la punta del iceberg, pero el grueso del Frente Amplio está en el trabajo programático y territorial. Ahí está el 98% de la gente. De todas formas, lo electoral es algo fundamental, no solo lo presidencial, sino que, sobre todo, la construcción de una bancada parlamentaria”.

Añadió que aquí “el centro está puesto en el programa. Los dos precandidatos han sido muy respetuosos al decir que por el momento están esperando la elaboración del programa, porque van a ser voceros de ese programa. Exactamente lo opuesto a la Nueva Mayoría, donde aparece la figura por sobre todo, pero no se discute ni se habla de propuestas”.

A renglón seguido, precisó que “más allá de que suba o no en las encuestas Beatriz Sánchez, la gente va a apoyar este proyecto en función de lo que proponemos al país. Hay un desgaste muy grande en la Nueva Mayoría, hay mucha gente en Chile que no quiere el regreso de la derecha y eso da pie para que el Frente Amplio sea una opción real”.

Al ser consultado por las razones para lanzar a Beatriz Sánchez por sobre otros líderes, contestó que es “por la edad, por ejemplo. Giorgio Jackson, Gabriel Boric o Vlado Mirosevic no pueden ser candidatos presidenciales. Nos habría encantado que uno de ellos hubiese sido el candidato. Por el Partido Humanista yo ya fui candidato presidencial y es bueno que haya otra gente. No es que haya una larga lista de posibilidades. Por lo demás, creo que no se está eligiendo a Beatriz por su carácter mediático; lo que vimos en ella fue una persona con todas las características propias como para representar al Frente Amplio”.

En otros pasajes, aseguró que “la Nueva Mayoría hace mucho dejó de ser un proyecto político y social y se convirtió en algo parecido a una sociedad anónima: tiene accionistas, directorios, pagan dividendos y tiene relaciones con otras sociedades anónimas, pero no tiene un proyecto político social. Nosotros, los humanistas, hace mucho que somos testigos de este proceso de descomposición. Fuimos parte de la Concertación y nos retiramos hace muchos años, porque ya en esa época denunciábamos la corrupción y la pérdida de proyecto. ¡Hace más de 20 años!”.

“Desde el año 93 vengo escuchando la pregunta de por quién votaré en segunda vuelta. Yo quiero leer la respuesta de la Nueva Mayoría cuando le pregunten: ¿Van a votar por el candidato o candidata del Frente Amplio?. Nosotros vamos a pasar a segunda vuelta, por lo tanto, quien debe responder es la Nueva Mayoría: ¿Van a votar por Beatriz Sánchez en segunda vuelta?”.