El fundador del PRO y candidato presidencial, Marco Enríquez-Ominami, calificó como un verdadero “comportamiento mafioso” el rechazo del Senado a entregar la información solicitada por el Ministerio Público respecto a las asesorías e informes que cayeron en copy paste y que fueron pagados por distintos legisladores con recursos públicos.

Según consigna Emol, ME-O sostuvo que “ante las inaceptables declaraciones de los senadores de Chile que han decidido actuar como Corporación ante las denuncias gravísimas de posibles asesorías truchas, este comportamiento mafioso merece sanción”.

Añadió que “propusimos hace años la revocabilidad de los mandatos. Es decir, echarlos…hoy más que nunca se hace urgente legislar”.

En otros pasajes, el cineaste apuntó sus cuestionamientos a que “no es posible que una vez electo un parlamentario sea totalmente impune ante irregularidades”.

“La confianza se recupera con hechos y uno de ellos es legislar para el castigo de los diputados”, sentenció.