El ex asesor de Donald Trump, Steve Bannon, calificó de “antipatriota” y “traidor” al hijo del presidente gringo, por una reunión que sostuvo con un grupo de rusos durante la campaña electoral, según narra el libro de Michael Wolf.

La reunión en cuestión se llevó a cabo en junio de 2016 en la Torre Trump , en la que participaron el hijo de Trump, Donald Jr; su yerno, Jared Kushner; el entonces jefe de la campaña, Paul Manafort, y la abogada rusa Natalia Veselnitskaya.

“Steve Bannon no tiene nada que ver conmigo o mi presidencia”, sentenció Trump. “Cuando le eché, no sólo perdió su trabajo, sino también la cabeza”, agregó. “Ahora que está solo, Steve está aprendiendo a que ganar no es tan fácil como yo hice que pareciera”, indicó Trump sobre Bannon, al que culpó de que los republicanos perdiesen el asiento de Alabama en el Senado a principios de diciembre.

“Los tres tipos más altos en la campaña pensaron que era una buena idea encontrarse con un gobierno extranjero dentro de la Torre Trump en la sala de conferencias de la planta 25 sin abogados”, resalta Bannon. “Te das cuenta hacia dónde va esto”, señala el ex asesor, al cual Trump despidió de su puesto en la Casa Blanca después de ceder a las insistencias de su yerno Jared Kushner y su hija Ivanka Trump.