El número dos del Ejército renuncia tras procesamiento por presunto fraude al Fisco

El general John Griffiths, el hombre “número dos” del Ejercito, renunció hoy al cargo como jefe del Estado Mayor por presunto fraude al Fisco en el uso de pasajes para viajar al extranjero.

La decisión del oficial se conoció después de que el general Griffiths concurriera este martes hasta la oficina de la ministra en visita Romy Rutherford en los Tribunales de Justicia, donde se le notificó de los cargos y quedó en calidad de detenido.

Las eventuales irregularidades las habría cometido entre el 2010 y el 2015, cuando ocupó el cargo de secretario general del entonces comandante en jefe del Ejército, Juan Miguel Fuente-Alba, quien enfrenta una querella del Consejo de Defensa del Estado por fraude fiscal y se le investiga por presunto enriquecimiento ilícito.

De acuerdo a las investigaciones, se trata de un viaje a Estados Unidos, en el que el Griffiths habría hecho uso de fondos asignados al personal para adquirir pasajes para él y su familia.

En la misma investigación de la ministra Rutherford se encuentran procesados dos coroneles y un capitán, quienes enfrentaron prisión preventiva en el Batallón de Policía Militar de Peñalolén.

John Griffiths también fue trasladado durante esta jornada en un furgón hasta el mismo batallón, donde confirmaron su detención, a la espera de que la jueza decida, para que lo revise la Corte Marcial, si comienza a cumplir detención preventiva o si se cursa la solicitud de su defensa de inmediata libertad del ahora exjefe del Estado Mayor del Ejército.

Comentarios