Los honorables diputados y senadores de Chile cuentan con el beneficio de recibir 193 mil pesos para mantención por desgaste de sus autos particulares que hayan sido utilizados en labores parlamentarias.

Según consigna La Tercera, esta ayuda es válida desde 2011 y está incluida en el ítem de gastos operacionales del orden de asignaciones.

En junio pasado, una resolución del Consejo Resolutivo de Asignaciones Parlamentarias indicó que “cuando se trate de vehículos de propiedad del senador o el diputado inscritos a su nombre en el Registro Nacional de Vehículos Motorizados, e informados previamente al Senado o la Cámara como vehículos destinados a apoyar la función parlamentaria, se podrán financiar con cargo a este ítem las mantenciones y reparaciones necesarias para garantizar sus condiciones de uso y seguridad”.

“Igualmente, podrá financiarse con cargo a este ítem la amortización por desgaste de un vehículo de propiedad del senador o diputado, debidamente inscrito ante su corporación como destinado a apoyar la función parlamentaria”, precisa.

De acuerdo al matutino, es el Congreso quien asume los gastos de peajes, mantenimientos, tags y seguros, entre otras cosas de los autos inscritos como vehículos de trabajo.