Mauricio Viñambres, Alcalde de Quilpué

En marzo comenzará a regir el toque de queda para menores de 14 años en Quilpué, de acuerdo a la orden que dictó la municipalidad local.

La ordenanza establece que las personas de 14 años o menos que sean sorprendidas en la calle después de la 1 am serán detenidas, llevadas a sus casitas y entregadas a sus padres.

El alcalde de Quilpué, Mauricio Viñambres, declaró a Cooperativa que “no queremos ver a niños y a niñas en nuestras calles ebrias o drogadas, no queremos ver a nuestros niños y niñas cometiendo delitos en alguna casa, local comercial o en cualquier otro lugar”.

Además dijo al diario La Estrella de Valparaíso que “queremos lograr algo distinto y poder establecer un mecanismo distinto de trabajar socialmente. Queremos que se involucren las madres, los padres, los adultos en general; que asuman las responsabilidades que tienen con sus hijos e hijas”.

La encargada de la Defensoría de la Niñez, Patricia Muñoz, explicó que el “toque de queda es inconstitucional y afecta a las libertades de niños y adolescentes.”