La diputada RN, Ximena Ossandón, avisó sin pelos en la lengua que buscará terminar con la entrega de alcohol a domicilio, porque genera un problema importante con los niños del país.

En este sentido, señaló que presentará un proyecto de ley que ponga fin a los delivery de copete.

“He presentado proyecto de ley que prohíbe reparto de bebidas alcohólicas a domicilio (Delivery)”, señaló a través de su cuenta de Twitter.

Añadió que “buscamos frenar la venta a menores, quienes a través de este método evaden la norma que les impide comprar alcohol”.

“El establecimiento que incumpla puede perder patente”, sentenció.