Ejército

Agencia UNO

Dos soldados abandonaron la Escuela Militar tras denunciar maltratos: “Me decían que era una basura”

Desde el Ejército separaron a los responsables del trato inadecuado a los conscriptos, porque un cabo y un capitán quedaron suspendidos. Pero de todas maneras, iniciaron un proceso desde la justicia militar para penalizar a los fugados.

El pasado 15 de mayo se fugaron dos soldados jóvenes del la Escuela Militar del Ejército de Chile. Se trata de Sergio Hormazábal y Maximiliano Martínez, ambos acusaron a los militares de humillaciones y abusos de corte sicológico a través de un recurso de amparo en la Corte de Santiago.

Hormazábal detalló algunas de los retos que tuvo que recibir en la institución castrense: “Me decían que era una basura, que era una mierda que me fuera para Perú o Bolivia porque allí habían calambrientos”, según informó Radio Bío-Bío.

Asimismo, acusó los hechos ocurrieron durante una campaña de instrucción, luego de comenzar a sentir un dolor en la ingle, molestia que la impedía realizar actividades físicas de forma normal y por las que sus superiores hacían “pagar” a sus compañeros con más ejercicios.

El ejército también ha debido enfrentar problemas de probidad

Desde el Ejército separaron a los responsables del trato inadecuado a los conscriptos, de esa forma, un cabo y un capitán quedaron suspendidos. Pero de todas maneras, iniciaron un proceso desde la justicia militar para penalizar a los fugados.

Asimismo, la rama terrestre de las Fuerzas Armadas en un comunicado señaló que “la institución rechaza cualquier conducta que sea contraria a la normativa legal vigente, principios y valores que promueve el Ejército de Chile”.

Cabe destacar que este no es el primer dolor de cabeza que han vivido desde Escuela Militar en el 2021, el 30 de marzo la opinión pública conoció cómo la organización encargada de la defensa chilena espió a un grupo de periodistas.

Comentarios