Sernac publicó estudio sobre alimento para mascotas

Pixabay

After Bark: El primer bar para perros ya abrió sus puertas

El local ubicado en el barrio de Hackney Wick, Londres, hizo su apertura oficial el pasado mes de julio y sus bebidas pueden ser consumidas por perros y humanos.

Cada día se torna mucho más común el ingreso de los caninos al mundo humano. De a poco han ido incrementando los productos y las prestaciones de servicios en mascotas que antes solo estaban disponibles para el consumo humano.

Es por eso que desde After Bark, adaptaron el consumo y la ingesta de bebidas para humanos y perros, abriendo así el menú del local para todo tipo de clientes, incluyendo a los canes.

El recinto hizo la inauguración oficial en abril, bajo el patrocinio de Barney Wick, un centro comunitario para perros y humanos. Dicha marca cuenta además con una serie de guarderías, gimnasios y cafeterías para mascotas, a las que se suma el novedoso bar canino.

La particularidad de este recinto no radica en el libre acceso de las mascotas al lugar, sino que va mucho más allá. Los tragos caninos figuran en la carta con nombres como Bloodhound Mary, Barkarita o Howlapaw Sling, y no contienen alcohol.

Además, el bar cuenta con una serie de bocadillos para las mascotas que quieran ir junto a sus amigos a disfrutar de una buena tarde. Hechos a base de plantas y verduras, los “puptails” son una excelente opción para aquellos que no son muy amantes de las carnes.

Su fundador, Jamie Swan, declaró a Reuters que After Bark es una buena opción para los dueños de perros, especialmente aquellos que tienen animales con problemas en este momento”. Asimismo, aseguró que la apertura cobra sentido con el levantamiento de las restricciones por Covid-19 en Inglaterra.

Volver al home.

Comentarios