Uno de cada cuatro hispanos vive en niveles de pobreza, lo que supone 13,2 millones de personas en todo el país, revelaron hoy los datos de 2010 de la Oficina del Censo de Estados Unidos.

La cifra ha aumentado desde 2009, cuando la oficina estadística de EEUU registró a 12,3 millones de hispanos en situación de pobreza (un 25,3% de la población hispana entonces), a 13,2 millones en 2010 (un 26,6%).

Asimismo, el nivel medio de ingresos de los hispanos ha bajado de 38.667 dólares en 2009 a 37.759 en 2010, lo que representa un descenso del 2,3%.

La raza aparece como un factor fundamental en lo que se refiere a la situación económica en EEUU: con blancos y asiáticos a la cabeza de los ingresos; y negros e hispanos en la cola, aunque todos estos grupos registraron una disminución en su renta en 2010, como consecuencia de la recesión económica sufrida desde 2008.

La comunidad negra, ligeramente por debajo de los hispanos, registró unos ingresos de 32.068 dólares en 2010, un 3,2 por debajo de los 33.122 dólares de 2009.

Por su parte, la población blanca no hispana vio mermar también sus rentas en un 1,3%, pero sobre una base mucho mayor: de 55.360 dólares en 2009 a 54.620 dólares en 2010.

Los últimos datos de población hispana en EEUU, ofrecidos por el Censo en marzo de 2011, situaron la cifra de hispanos en 50,5 millones.

Por categoría de edad, se incrementó el número de hispanos en situación de pobreza en los tres grupos contabilizados: de menos de 18 años, entre 18 y 64 años, y más de 64 años.

Entre los más pequeños, se pasó de 5,6 millones en 2009 a 6,1 millones en 2010, lo que implica el mayor aumento, un 1,9%.

En la siguiente categoría, adultos hispanos de 18 a 64 años, la cifra creció de 6,2 millones a 6,6 millones en 2010, un alza de un 1%.

En la última, las personas de la tercera edad, se elevó mínimamente el dato de 2,82 millones a 2,85 millones, lo que supuso un descenso porcentual del 0,3%.

La Oficina de Presupuesto y Gestión de EEUU situó este año los ingresos que definen el umbral de pobreza, actualizados por la inflación anual, en 22.314 dólares para una familia de cuatro miembros y en 11.139 dólares para una persona sola, lo que significa recibir menos de 1.000 dólares al mes.

Los datos de los hispanos se enmarcan en el cuadro general representado en el informe “Ingreso, pobreza y cobertura de seguro médico en los Estados Unidos: 2010”, divulgado hoy por el Censo de EEUU, que elevó la tasa de pobreza general de EEUU del 14,3% en 2009 al 15,1% de 20010.

En el único aspecto en el que la comunidad hispana registra una mejora respecto a los datos de 2009 es la cobertura médica.

Los hispanos sin seguro médico en EEUU se redujeron de 15,45 millones en 2009 (un 31,6%) a 15,34 millones (un 30,7%) en 2010.

En el contexto general, la cifra de personas sin cobertura sanitaria pasó de 49 millones a 49,9 millones, y se mantuvo en un 16,3% del total de la población de EEUU.

Desde 2007, un año antes de la grave recesión económica que azotó a EEUU, la media de ingreso real del conjunto general de hogares ha declinado 6,4% y la tasa de pobreza ha aumentado un 2,6%.

Sin embargo, para la comunidad hispana la media de ingreso real ha empeorado un 7,2% desde esa fecha.

Otro elemento destacado por el Censo, aunque no ofreció especificaciones por raza, es el aumento de las personas mayores de 18 años que no estudian ni son propietarias o compañeros de los propietarios que viven en cada casa (llamados hogares “double-up”, en inglés).

Se pasó de 61,7 millones, el 27,7% en 2007, a 69,2 millones, el 30% en 2010, algo que los expertos han interpretado como reflejo de la complicada situación económica de EEUU cuya tasa de desempleo sigue por encima del 9%, de acuerdo con los últimos datos.