En medio del sistema frontal que afecta a la zona cordillerana, Aguas Andinas se declaró en preemergencia y anunció que podría paralizar la producción de agua potable para el Gran Santiago.

Debido a lo anterior las autoridades y la propia sanitaria realizó un llamado a la ciudadanía a juntar un promedio de 10 litros de agua por persona como medida de prevención.

En las redes sociales la gente ya está choreada de tanto problema con el agua y no creen que el problema se deba al “cambio climático” como dicen algunos.

La gallada tuitera apunta principalmente a dos responsables por este evento, del que ya hemos vivido situaciones similares. Se trata del Proyecto eléctrico Alto Maipo y la propia empresa Aguas Andinas, acusada de no tomar las medidas pertinentes para evitar estas emergencias.

A continuación algunas de las expresiones de molestia de los santiaguinos, quienes no creen mucho las versiones oficiales: