Alejandro Guillier, el senador y candidato presidencial de la Nueva Mayoría -con excepción de la DC- está estancado en la carrera presidencial, según los resultados de la encuesta CEP conocidos esta mañana. Piñera se le aleja y Beatriz Sánchez se le acerca, dicen los números del sondeo. Pero el periodista no pesca, no cree, o al menos así lo afirma públicamente.

“Cuando tú eres candidato y una empresa consultora te dice que tienes el 13%, otra que tienes el 15% y otra el 21%, me queda claro que ninguna sabe lo que está midiendo y que está respondiendo a intereses corporativos para subir, bajar, generar sensaciones”, argumenta Guillier, horas después de publicado el estudio, y como para refrendarlo.

Guillier afirma que se hacen cruces extraños, que “cualquier sociólogo investiga”,  y que se puede advertir “que no hay continuidad en la manera cómo se pregunta, en qué se pregunta, qué ítem, incluso la forma en que se plantea la pregunta”. “Explíquenme por qué en Chile cambia tanto una empresa de otra, en Estados Unidos todas las encuestas coinciden, por qué en Chile hay tanta diferencia, no hablamos de un punto o dos”, exclama el ex Tolerancia Cero.

Por esas razones es que el senador manifiesta que “no les tengo confianza”, y que “lo único que tenemos que hacer es trabajar”.

De todos, pese a los resultados o precisamente porque nos les cree, es que se muestra confiado en pasar a segunda vuelta y vencer a Piñera. “Lo noto a flor de piel, no sólo por la adhesión a nuestra candidatura, sino por el rechazo que genera Sebastián Piñera y la falta de credibilidad y confianza que le tiene la opinión pública, la gente le tiene miedo“.

Por último, como dato, la CEP mostró que Guillier perdió, en manos de Sánchez, el privilegio de ser el político mejor evaluado de Chile. Bajó de 47 a 43%. En cuanto a las preguntas presidenciales, en el quién le gustaría, retrocediço de 14 a 13%, mientras que en el “quién cree”, de 13 a 12%.