Ante la oleada de críticas que recibió Sebastián Piñera por el grave “chiste” machista que se mandó en Linares, fue su propia esposa, Cecilia Morel, quien tuvo que salir a prestarle ropa con un video que se ha difundido en medios y redes sociales.

En un encuentro con sus adherentes Piñera mostró su incontinencia verbal y disparó: “Bueno muchachos, me acaban de sugerir un juego muy entretenido. Es muy sencillo. Todas las mujeres se tiran al suelo y se hacen las muertas, y todos nosotros nos tiramos encima y nos hacemos los vivos. ¿Qué les parece?”.

Ante esta situación Morel sostuvo que “Sebastián ya pidió disculpas, las chilenas saben del compromiso que él tuvo y seguirá teniendo por el avance de sus derechos. Por algo durante su Gobierno se aprobó la ley del femicidio, se fortaleció la ley contra la violencia intrafamiliar, se extendió el postnatal hasta seis meses, entre otros tantos avances”.

En el mismo tono que su marido, la ex primera acusó aprovechamiento político del gobierno, calificando como “inaceptable” esta actitud, “habiendo tantos problemas urgentes que solucionar hoy”.