Un reunión de emergencia convocó para este lunes el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas luego de la prueba nuclear que realizó Norcorea este domingo.

Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Japón y Corea del Sur fueron las naciones que solicitaron la cita que finalmente se realizará mañana a eso de las 10 horas.

A diferencias de otras reuniones, la sesión será a puertas abiertas.

Mientras tanto, el gobierno de Donald Trump amenazó con una respuesta militar masiva. “Tenemos numerosas opciones militares (…) Tenemos la capacidad de defendernos y de defender a nuestros aliados Corea del Sur y Japón”, declaró el secretario de Defensa estadounidense, Jim Mattis, desde la Casa Blanca.

Mattis, matizó en todo caso, que no buscarán la destrucción masiva del régimen de Kim jong-un.

Más temprano, Trump había escrito en su cuenta de Twitter que las “palabras y acciones” de Corea del Norte son “muy hostiles y peligrosas para EE.UU.”.