Un 5,7 por ciento de los votos sacó Marco Enríquez-Ominami, quien reconoció la derrota y manifestó su apoyo a Alejandro Guillier para la segunda vuelta.

“Llamo a votar por Guillier para frenar a Piñera” fueron parte de las palabras del candidato, que solo superó a Eduardo Artés y Alejandro Navarro, según los datos oficiales que habían en el Servel a las 10 de la noche.

Enríquez Ominami dijo que Guillier “va a contar con todos nosotros. Mañana mismo, cada uno tomará su decisión, yo por lo menos ya he dicho: Soldado disponible para lo que se estime”.

El cineasta asumió que “no es mi momento, pero es el momento de Chile, es el momento de que ustedes los chilenos avancen”, según consigna Emol.

En su reflexión final, ME-O declaró que “escuché claramente en la calle una enorme popularidad. Más que el 2009 -cuando obtuvo un 20% de preferencias-, más que nunca”, agregando que “pero también entendí que no quisieron votar. Ahí va mi desafío, ahí está nuestro pendiente. Recibimos más cariño que nunca. Nunca llegué tan lejos dándole la mano a más de cien mil personas”.