Roberto Méndez salió al paso de las críticas por la no publicación de la encuesta Adimark de octubre debido a una alta tasa de no respuesta.

Según Méndez, cada día hay más personas que no están contestando los sondeos. “Algo está pasando con las personas. Nosotros lo asociamos probablemente con la ausencia de personas que no han querido ir a votar… algo pasa con la política que la gente ni siquiera quiere contestar encuestas” declaró a La Tercera.

La alta tasa de no respuesta correspondería a “gente que se niega a responder, que no quiere, no tiene tiempo, no acepta a responder. Y bueno, a nadie se le puede obligar”

“Tu siempre puedes reemplazar a las personas, pero cuando ya supera un cierto nivel la no respuesta se empiezan a producir ciertos sesgos muy peligrosos. Por eso que pasado un cierto nivel de no respuesta se prende la luz roja” sentenció.

El director de Adimark manifestó que “en octubre tuvimos una tasa de no respuesta que superó los estándares, especialmente en sectores de más bajo ingreso. Y bueno, como ya había terminado el mes no podíamos repetir la encuesta y se descartaron los datos. No va a haber encuesta en definitiva”.

En plena época de desconfianza hacia los sondeos tras las municipales, Méndez indicó que “por la misma razón los controles deben ser más estrictos que nunca, y en ese sentido más vale esta decisión que publicar un resultado que pudiera ser cuestionable”.

“Nosotros estamos muy tranquilos con esto, y la tomaremos cuando sea posible tomar la serie” dijo Méndez.

El amigo del Presidente indicó que “Va a haber un mes en que se interrumpe la serie, pero no afecta para nada futuras mediciones. Cada medición es independiente un mes de otro”

A pesar de la anomalía Méndez señaló que “tenemos que evaluar porqué se produce esta no respuesta y como poder mejorarla, para que esté dentro de los estándares de calidad exigidos”