Las más variadas preparaciones, a la plancha, fritos, sancochados o al vapor, tiene la lujosa cadena china Gui Li Zhuang, con el único detalle en que sólo se sirven genitales de animales.

Según el portal “Panorama Diario” en los locales solo se cocinan penes y testículos de animales como osos, perros, caballos, vacas y búfalos.

Los nombres de los platos no dejan de ser llamativos, partiendo con la traducción de la cadena que significa “El poderío en la olla”. Entre los menús destacan “la esencia del Buda de orto” o “las flores de jazmín con 1,000 capas”.

La variedad incluye testículos de oveja sobre una cama de curry, pene de burro en finas rodajas (qué dolor) o un buffet con múltiples penes surtidos.

Pero Penes y gónadas no están al alcance del chino promedio debido a un valor que va entre US$ 50 y US$ 1.500 dólares por plato según el sitio Planeta Joy.

Como todo buen restorán, tiene su especialidad de la casa, que a un valor de US$ 292 ofrece pene de oso marino canadiense, aunque solo los mayores de 15 años pueden ingresar a sus locales por la alta cantidad de hormonas de sus platos.

Según la creencia china estos exóticos alimentos tienen intensas propiedades medicinales como mejorar la potencia sexual y favorecer la circulación sanguínea

Aunque pueda parecer asquerosos para algunos, estos alimentos tienen, según la creencia china, propiedades medicinales. Se les atribuye la capacidad de mejorar la potencia sexual, la energía y hasta favorecer la circulación sanguínea.