pavlovic A1

81 planes fueron congelados por la Superintendencia de Salud al determinar que las alzas no estaban ajustadas a derecho o eran arbitrarias, utilizando una facultad de manera inédita para dar curso a las reclamaciones de los afiliados, hasta ahora radicadas mayoritariamente en los tribunales de justicia.

Según consigna La Tercera, la institución justifica su actuar con los fallos emitidos por la Corte Suprema y las de Apelaciones del país, que sistemáticamente han rechazado la fundamentación que entregan las isapres para efectuar reajustes y subir el precio de los planes, fallando en favor del usuario en más del 95% de los casos.

“Lo que estamos haciendo es aplicar criterios que recogen la jurisprudencia sobre la materia, principalmente las emitidas por la Corte Suprema. A partir de eso, la intendencia se ha planteado la necesidad de exigir a las isapres que sean capaces de justificar las alzas estimando finalmente que en los casos revisados no lo han logrado”, dijo el superintendente de Salud, Sebastián Pavlovic.

Asimismo, la autoridad expresó que tienen conciencia de la “avalancha” de reclamos que podrían recibir al abrirse este nuevo mecanismo, asegurando que la entidad se está preparando para ello. “Hay percepción de que si no fuera por los tribunales de justicia, las personas habrían estado desprotegidas frente al sistema de isapres y nosotros queremos reposicionar el rol de la superintendencia con acciones como ésta, que protegen al afiliado”, concluyó.