confepa

“Es una pésima señal que una aspiración de los chilenos y de millones de familias de contar con educación gratuita y de calidad esté politizada, y que además Confepa mienta a la ciudadanía sobre los colegios subvencionados que respaldan su causa”.

Con esas palabras, los representantes de un colegio subvencionado de La Florida se desmarcaron de la postura de Erika Muñoz, la presidenta de la Confederación de padres y apoderados de colegios particulares subvencionados de Chile, Confepa, quien ha señalado a través de los medios de comunicación que representan a más de 500 colegios que adhieren a su causa en contra de la Reforma Educacional.

Es más, el Centro de Padres y Apoderados de la Escuela Básica Raíces Altazor, encabezada por su presidenta, Giovanna Mayorga y la tesorera, Claudia Bastidas, y la directora, Paz Valdés, desmintieron categóricamente que el establecimiento adhiera a dicha organización.

Tanto la Dirección como el Centro de Padres y Apoderados del Colegio Raíces Altazor agregaron que el establecimiento subvencionado con más de 25 años de experiencia, aspira a “tener educación gratuita, de calidad y sin discriminación de ningún tipo, tal como ha sido el tenor de la educación que imparten”.

“En el colegio no existe ningún temor sobre los efectos de la Reforma Educacional, pues nunca se ha lucrado con la educación y que una vez aprobada la ley, esperan seguir siendo un aporte en la materia”, puntualizó Paz Valdés, directora del establecimiento.