christián toledo A1

El hasta ahora fiscal con dedicación exclusiva para investigar los bombazos en la Región Metropolitana, Christian Toledo, dejará dicha labor y volverá a sus obligaciones cotidianas, tras ser notificado en ese sentido, a comienzos de este año, por las autoridades de la Fiscalía.

La decisión fue tomada por el fiscal regional metropolitano sur Raúl Guzmán, quien argumenta que Toledo “ha debido abocarse a otras investigaciones y concurrir a juicios orales sobre estas materias”, incidiendo en la carga laboral de la fiscalía especializada en antinarcóticos a la que él pertenece.

Según consigna El Mercurio, la determinación tomó por sorpresa al equipo que encabezaba, dado que estaba bien evaluado por conseguir la detención de los sospechosos de la explosión en el Metro Los Dominicos y en el Subcentro, y porque además consiguió las primeras condenas por colocación de artefacto explosivo luego del chascarro del Caso Bombas.

Como nuevo investigador con dedicación exclusiva fue nombrado Claudio Orellana, quien entró al equipo de Toledo en octubre del año pasado y que también pertenece a la fiscalía especializada Antidrogas, lo que contradecería el argumento de Guzmán.

Sobre la remoción, el presidente de la Asociación Nacional de Fiscales (ANF) Claudio Uribe, sostuvo que “esa es una facultad de los fiscales regionales, pero en este caso en que el fiscal Toledo ha tenido excelentes resultados nos parece a lo menos extraña la decisión, teniendo en cuenta que se debe procurar porque esa investigación tenga un buen resultado en tribunales”.

Otro elemento para tomar en cuenta es que a fines del año pasado, Guzmán pidió que se considerara una supuesta infracción de Toledo en sus calificaciones, al dar una entrevista a la revista El Sábado cinco días antes de que se ejecutaran las detenciones de los últimos bombazos.